Ibrahim Hamadtou: el único tenismesista que no utiliza sus manos

0
516
Ibrahim Hamadtou
Foto: egyptianstreets.com

Es su turno, toma su raqueta con la boca y comienza la acción, así es un partido de tenis de mesa del egipcio Ibrahim Hamadtou, el único tenismesista de los Juegos Paralímpicos de Río 2016 que el hecho de no contar con sus extremidades superiores no le impide practicar dicho deporte.

En un símbolo de admiración se ha convertido Hamadtou. Los asistentes a los partidos en la sede Riocentro se quedan maravillados al ver la habilidad con la que predice los movimientos de su rival y pasa de una zona a otra la pelota.

Desde los 10 años Hamadtou ha tenido que aprender a valerse sin sus manos, pues esperando un tren en una estación en Dumyat, su ciudad natal, un día en que el andén estaba particularmente lleno y él un poco distraído, cayó a las vías quedando acorralado entre los trenes y la pared, hecho que le cobró sus brazos.

Tras una depresión de tres años, el deporte se convirtió en su nuevo desafío de vida, más específicamente el tenis de mesa. Dedicó todo su esfuerzo a demostrarse a sí mismo que sí podía practicarlo y comenzó a crear su propia técnica, que pasó desde la raqueta en su axila con poco éxito, hasta que intentó controlarla con la boca, tomando el mango entre sus dientes, pegándole con fuerza a la pelota.

Para el saque, el atleta se vale de sus pies y su ingenio para encontrar la posición correcta.

A sus 43 años, estas son sus primeras Paralimpíadas a las que clasificó en la categoría TT6, en la que se incluyen atletas que compiten de pie. Aunque fue eliminado de la competición por el alemán Thomas Rau, aún le queda un chance en el debut de equipos.

No hay comentarios

Dejar respuesta