El éxito de un jardín radiante es una iluminación adecuada

0
666
iluminacion-jardin

Un jardín correctamente iluminado es el marco perfecto para una casa radiante. La iluminación es la clave para apreciar los matices que aportan los tonos de las plantas, árboles y especies del jardín de tu hogar.

Para que tu jardín y por ende tu hogar brille, comienza por iluminar la entrada de tu casa, esto hará que tus invitados se sientan acogidos. Una buena opción es colocar una lámpara al lado de la puerta con una luz de mediana intensidad.

Ya en el jardín puedes colocar lámparas de luz cálida cerca de las plantas que así lo permitan, es decir, que no se vayan a ver afectadas por la cercanía de una fuente de luz artificial. Este tipo de lámparas pueden ser muy pequeñas, entre tus especies, o reflectores para destacarlas.

En caso de que tengas piscina, las luces ideales son las lámparas a nivel del suelo con una luz cálida que transmitan relajación. ¿Y para iluminarla por dentro? Coloca luces de colores resistentes al agua en la orilla. ¡El resultado te encantará!

La iluminación es especialista en hacer lucir los espacios más amplios, así que si no tienes jardín, pero sí un patio, sácale provecho colocando lámparas LED en los muros, separadas por dos metros entre cada una. Así iluminarás el espacio completo y la luz blanca creará un lindo contraste.

Para los senderos en la entrada de la casa, el patio o jardín, utiliza lámparas de estaca de luz blanca de baja intensidad, lucirán como una especia de antorchas y darán un aire romántico y de paz. Además, serán de gran utilidad cuando quieras hacer reuniones o fiestas en los espacios, pues harás que tus invitados sigan el sendero y no pisen el césped.

¿Qué te parecen estas ideas? Te aseguramos que si las pones en práctica y además aplicas tu toque personal, tu jardín se llenará de magia y encanto.

Puntúa si te ha gustado el artículo
[Total: 0 Media: 0]

No hay comentarios

Dejar respuesta