Tatuaje de pezón y areola en 3D: otra opción de reconstrucción

0
29
tatuaje pezon areola 3D

¿Sabías que el tatuaje de pezón es una técnica muy utilizada en mujeres que han pasado por una mastectomía? Hoy profundizamos en este tema para conocer todos los detalles del tratamiento de tatuaje de pezón y areola en 3D.

El tatuaje de pezón y areola como opción de reconstrucción

El tatuaje de pezón y areola en 3D es una opción de reconstrucción poco frecuente, pero que, en los últimos meses, ha tenido un auge excepcional. ¿La razón? Una tatuadora cosmética especializada en esta técnica subió una foto a Facebook.

Y, sí, la verdad es que así suelen empezar estas cosas. La foto se hizo viral, con más de 90.000 compartidos, y 8 millones y medio de personas de todo el mundo vieron esa foto. La foto era sencilla: el antes y después de una mujer que se había sometido a una mastectomía y, posteriormente, a una reconstrucción de pezón y areola.

En la primera foto podía verse un pecho sin pezón ni areola, mientras que, en la segunda, se podía apreciar el resultado con el tatuaje y un aspecto de lo más natural. Al poco tiempo, cientos de mujeres que había pasado por una mastectomía se pusieron en contacto con la tatuadora.

El problema original

El problema principal al que se enfrentan muchas mujeres que superan una mastectomía es que la cirugía de reconstrucción que reciben posteriormente es altamente insatisfactoria.

Por supuesto, en una clínica de cirugía plástica se encargan de que la reconstrucción tenga los mejores resultados, pero eso no siempre es así en las clínicas de la Seguridad Social.

En muchos casos, como en el ejemplo que eligió la tatuadora de la que hablábamos, ni tan siquiera hay pezón en el pecho.

Como se puede suponer, las mujeres que se someten a una mastectomía y, tras la reconstrucción, obtienen un resultado como ese, se sienten altamente insatisfechas. Y este tipo de tatuajes 3D pueden resolverles el problema.

reconstruccion pezon areola tatuaje

¿Cómo es el proceso?

El procedimiento del tatuaje 3D es relativamente sencillo. Con un aprendizaje de tan solo tres meses, la protagonista que hemos mencionado en esta historia ya conseguía unos resultados excelentes, y tan solo le llevaba 40 minutos reconstruir una areola.

Además, no se limita a crear un círculo rosado en el pecho, sino que con técnicas como el sombreado o el puntillismo se pueden conseguir detalles muy especializados. Con ello, se puede dar al pezón una apariencia natural de lo más interesante.

Por ejemplo, se puede incluso conseguir recrear las glándulas areolares o las glándulas de Montgomery, así como crear sombras en la parte de debajo del pezón. El objetivo es conseguir que el pezón parezca lo más realista posible.

Por último, mencionar que el resultado de este tatuaje 3D se puede apreciar tan pronto como se ha terminado el tatuaje. Sin embargo, para ver el resultado final, conviene esperar una semana, que es cuando el enrojecimiento desaparece y los pigmentos en la piel se aprecian mejor.

Ojalá más tatuadores decidan adentrarse en esta técnica y la ofrezcan a las pacientes que se sometieron a una mastectomía. Para una mujer, tener un pezón en el pecho es fundamental. Estos tatuajes son una forma ideal de aumentar su autoestima y volver a sentirse completas.

Como puedes ver, el tatuaje de pezón y areola en 3D es una forma fantástica de reconstruir el pezón y mejorar su apariencia. Se trata de una técnica innovadora, pero que da unos resultados realmente buenos y muy sorprendentes. Y tú, ¿qué piensas de esta técnica? ¡Compártelo con nosotros!

 Si te ha gustado este artículo, tal vez también te interese leer sobre:

No hay comentarios

Dejar respuesta