Cómo preparar las tripas naturales para rellenarlas

0
33
descubre como preparar las tripas naturales para rellenarlas

La preparación de las tripas naturales para rellenarlas es uno de los procesos más importantes a la hora de preparar embutidos. Es por ello que hemos considerado oportuno escribir un artículo a este respecto. ¡Sigue leyendo y entérate de todo!

Desecado e hidratación

Para preparar las tripas naturales para rellenarlas, en primer lugar, hay que llevar a cabo un proceso de desecado e hidratación. Este proceso se compone de diferentes pasos que deben seguirse en orden.

En primer lugar, hay que dejar las tripas en remojo durante aproximadamente un día en agua fría. La temperatura y el tipo de remojo que haya que hacer puede depender del tipo de ganado del que provengan esas tripas. 

En segundo lugar, hay que proceder al enjuagado con agua tibia, para terminar de quitar cualquier resto de sal que pueda quedar. Para esto, se puede utilizar agua a una temperatura de alrededor de 30 grados.

En tercer lugar, se deberá secar la tripa hasta que se consiga que ésta quede pegajosa. Esto tiene como objetivo que el humo del proceso del ahumado no se quede depositado en la superficie de la carne, lo que podría conducir a malos resultados.

Para acabar, se podrá proceder al ahumado. Debes tener en cuenta que las tripas, dependiendo de su procedencia, pueden llegar a ser muy tiernas (como las de ovino), razón por la cual hay que manipularlas con cuidado si no queremos que se rompan.

como preparar las tripas naturales para rellenarlas

Las tripas laminadas

También hay que hacer una breve mención a las tripas laminadas. Estas tripas provienen de porcino u ovino, y se utilizan especialmente para hacer chorizos y algunos embutidos de cocido.

Estas tripas se cortan y se abren para, posteriormente, llevar a cabo un procedimiento de laminado, utilizando un molde con forma de chorizo o de salchicha para ir adaptándolas a los diferentes tamaños y calibres.

Durante este procesado, se llegan a someter a temperaturas muy elevadas para garantizar que cualquier bacteria que pudiera haber ha desaparecido y que la calidad de estas tripas laminadas es máxima en todos los sentidos.

Al terminar, una vez se hayan enfriado, se sacarán de los moldes y se destinarán al uso para el que fueron pensadas.

Como puedes ver, preparar la tripa natural para rellenarla es una parte fundamental de la preparación de embutidos. Esperamos que esta información te haya resultado útil y hayamos contribuido a resolver todas las dudas que tenías al respecto.

0/5 (0 Reviews)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

13 − 10 =